miércoles, 28 de octubre de 2009

Mi amante y yo



Desde que lo conocí...me pasaron muchas cosas con ese hombre...mi mente no lo dejaba escapar y mi piel se erizaba cada vez que lo sentía cerca. Una mirada....una sonrisa...una caricia...un encuentro. Dos personas solitarias que necesitaban la cercanía de los cuerpos...la fusión de aromas y sabores...el erotismo de un encuentro fortuito. Una habitación....una cama ....solo un hombre y una mujer con necesidad de sentir pasión!
Todo comenzó con un brindis..por la compañía, por el lugar...simplemente porque era el instante preciso. Que importaba si había pasado una semana o un mes!!!....la atracción y la necesidad de fusión era cada vez más fuerte! Jamás me quitó los ojos de encima ...sentía cada vez más el ardor de mi piel y la humedad de mi sexo que solo me pedia terminar con el preambulo.
De pronto...un beso da el inicio para tomar su camisa y...botón tras botón, descubrir un torso que repletaba de besos y caricias que continuaban cada vez más abajo... Su cara demostraba la trasformación que solo el placer puede lograr.
Me toma de la cintura y nos deslizamos sobre una alfonbra que nos acaricia y nos acoge. Sentía y veía a ese hombre sobre mi cuerpo con su rostro tan cercano al mio que, con dificultad lograba ver. Sus manos recorren mi cuerpo sin restricción alguna y sus dedos los siento en mi boca...disfruto de su olor, de su cercanía...de sus ojos a medio abrir como no queriendo perderse de detalle alguno.
Sin palabras, ahora le doy la espalda y siento su rostro en mi cuello y su boca...se desliza por mis hombros para que luego, su lengua se apoderara de mi espalda....me gusta eso! Sus manos tocan cada punto de mis pechos erectos que no quieren dejar de sentir sus manos.
Mi cadera se levanta para dar paso a su sexo humedo que entra y sale por entre mis gluteos.... No puedo prohibir que escapen por mi boca, gritos de ansias..de gozo...de deleite....Deleite que sigo sintiendo incluso ahora que me ha separado de su cuerpo tibio pero por solo un instante.....
Ahora es mi cuerpo el que se encuentra sobre el suyo...mis manos sobre su pecho.... mi mirada no se aleja de su rostro mientras que, Mi cadera encabritada disfrutra de movimientos circulares...... mis pechos viven independientes al sentir la boca del hombre que los hace suyos. No me suelta ni por un instante,,,,no quiero que lo haga!! Siento que el camino de la locura ya llega a su fin.....sus ojos me demuestrasn que tambien el suyo.
De pronto, una lluvia dentro de mi solo llega a marcar el final del ritual....ansiando por otro instante de deseo y de locura!.

No hay comentarios:

La Pasion del Deseo